26 agosto, 2013 Educación 758 vistas

Comunidades Wichis de Formosa sin luz ni agua reclaman educación para sus hijos

No hay luz eléctrica, el agua hay que pedirla, esperarla y cuidarla, porque siempre es poca. Las enfermedades son muchas, fuertes y mortales. Serafina tiene 53 años y 9 hijos ” Mi vida, como la de mis hermanos siempre fue luchar por trabajo, vivienda y educación, las escuelas que tenemos las donaron misioneros, no tengo recuerdos de otra ayuda o apoyo”, dice Serafina y agrega, “Acá sufrimos el frió, el calor, la sequía, pero hoy pedimos mejorar el aprendizaje de nuestros chicos”. Ingeniero Juarez, Fomosa, intendente Cristino Mendoza.

Pozo del Pato, Las Palmitas, Barrio Viejo y Campo Bandera son las 4 comunidades integradas por 200 familias que viven sin luz electrica y sin agua en la localidad de Ingeniero Juarez, a 460 km de Formosa Capital. A pesar de las condiciones dificiles que enfrentan hace ya tanto tiempo , este reclamo es por una mejora para la escuela como si la infancia wichi fuera la ultima esperanza para estos pueblos, en la provincia icono del maltrato, e indiferencia.

PazVive  pudo conversar con Agustín Santillan y Serafina , esta ultima referente de Barrio Viejo, quien comento el temor de que tomen represalias con los que reclaman.
Los wichis están transitando una sequía muy seria, donde los animales se mueren, la siembra es imposible y las enfermedades pululan. No hay médicos ni puestos sanitarias. La distancia que deben recorrer son casi 45 kilometros para ser atendidos. Sin embargo, el reclamo que están haciendo en este momento es por mejoras en la educación.
” Hay conflictos entre los maestros con la directora, siempre nuestra escuela es un anexo, no hay lugar físico y los jardines de infantes, no existen, queremos que del Ministerio de Educación nos tengan en cuenta, la educación de nuestros hijos vale como para todos”.

No hay luz eléctrica, el agua hay que pedirla  esperarla, y cuidarla, porque siempre es poca. Las enfermedades son muchas, fuertes y mortales. Serafina tiene 53 años, 9 hijos y ningún buen recuerdo de la gestión de este gobierno. ” Mi vida, como la de mis hermanos siempre fue luchar por  trabajo, vivienda y educación, las escuelas que tenemos las donaron misioneros, no tengo recuerdos de otra ayuda o apoyo” dice Serafina,  y agrega ” Aca sufrimos el frió, el calor, la sequía, pero hoy pedimos mejorar el aprendizaje de nuestros chicos”
Esta mañana llegaron al corte el subsecretario de la Comunidad Chiquito Villalba y el Intendente de Ingeniero Juarez a distribuir una caja de alimentos que se entregan cada 2 meses, pero a nadie de los casi 200 personas que estaban cortando la ruta le dieron su caja de alimentos.
“Nosotros votamos como todos, pero jamas apoyaríamos a un gobierno que nunca pensó en la gente” concluye Serafina desde Ingeniero Juarez, Formosa.

Por Adriana Vanoli

 

Comentarios

comments